Páginas

jueves, 13 de mayo de 2010

Lagrimal Obstruido

El lagrimal obstruido se produce cuando el conducto que comunica el ojo con la nariz se encuentra atascado o cerrado. Como las lágrimas bajan y encuentran el conducto cerrado, vuelven a subir y salen por el lagrimal produciendo a veces infecciones. El primer síntoma es el ojo muy lloroso.

Mi niña tenía casi desde que nació un ojo lloroso. Al principio el pediatra decía que no tenía importacia, pero iba pasando el tiempo y no se le quitaba, así que nos mandó al oftalmólogo. Nos atendió uno muy amable, que nos confirmó que tenía el lagrimal obstruido y nos dijo que si no se quitaba habría que hacer una pequeña intervención para abrirlo, que se hacía con sedación y se tardaba 20 minutos.

Nos dieron cita para que la viera el anestesista, que nos confirmó que no era sedación sino anestesia. Mientras esperábamos a que nos llamasen, busqué algo alternativo por Internet y encontré una información interesante: a veces, durante el parto se les mueven los huesecitos y queda presionado el conducto del lagrimal. Esto puede solucionarse con osteopatía. La llevamos a nuestra fisio que es osteopata y la estuvo dando masajes. A la pobre le dolía un poco pero mejoró muchísimo. Cuando nos llamaron del hospital para decirnos fecha, anulamos la intervención.

También existen remedios de homeopatía que utilizó una mama de la guardería de mi niña, y le fue bien.

Aunque cuando hace aire o frío sigue llorándole un poco el ojito, pero lo tiene mucho mejor y no ha cogido infecciones ni nada parecido. Una niña de un año me parece muy pequeña para ponerle anestesia general para solucionar algo que se puede tratar por otros medios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Este blog se alimenta de tus comentarios. Estoy encantada de recibir tu opinión!